¿Por qué el lenguaje de las flores?... El lenguaje de las flores, fué un medio de comunicación en la época victoriana, en donde las flores y los arreglos florales se usaban para enviar mensajes codificados, sirviendo a sujetos para expresar sentimientos que de otro modo nunca se podrían hablar. Es algo que "Federico García Lorca" nos enseña en su obra :Doña Rosita la soltera o El lenguaje de las flores. En una época dónde la mujer unica y exclusivamente se preparaba para el matrimonio(labores del hogar, aguja, bordado, alguna clase de música, quizás algún idioma_preferentemente francés).El esparcimiento estaba regido por la discrección, nada de libertad de sentimientos,las madres acompañaban a sus hijas a los parques, para vigilar su moral y coartar su libertad. Flores, abanicos, colores, pañuelos, sombrillas, tarjetas de visita eran elementos utilizados para enviar "mensajes cifrados": aceptar un amor, comprometer una cita a una hora determinada (sin que los demás lo advirtieran). En nuestros tiempos aquello nos parecerá una "cursilería, yo prefiero quedarme con la sensibilidad sentimental y tratar de elaborar "un blog" que no utilizará flores sino palabras y que espero llegue a todos los que se "acerquen" a ÉL. Tesy

viernes, 17 de junio de 2011

VISITAR EN CANTABRIA: LA CUEVA DEL SOPLAO

Todo viaje, aunque tenga mil leguas, comienza con un solo paso. (Lao Tse)


¿Estás de viaje por Cantabria? No te puedes perder  visitar la Cueva de El Soplao: una verdadera maravilla de la naturaleza que encontramos a escasos 15 kilómetros de San Vicente de la Barquera.
La llaman “la Capilla Sixtina” de la Geología, y no es para menos. Sus estalagmitas, estalactitas, excéntricas, y tantos espeleotemas más, cuyo nombre es difícil memorizar si no se es un experto en la materia, componen un paisaje subterráneo espectacular, entre fantástico y onírico, como sacado de la imaginación de un niño .
(Para mí tiene un valor añadido puesto que cuándo era mina, mi padre trabajo  en ella, quizás por eso aún con el miedo que me ocasiona meterme bajo tierra , le eché valor  y dije : "si mi padre ha estado allí, yo tengo que entrar", y merece la pena)


La Cueva de El Soplao fue descubierta a principios del siglo XX por unos mineros que explotaban unas minas de de zinc y plomo en la zona. El hallazgo se produjo por accidente, y cuando uno recorre sus galerías, es imposible no preguntarse cuál sería la reacción de aquellos trabajadores al encontrarse ante se semejante delirio de formas y texturas.
Si se opta por la visita básica, tendremos acceso a galerías como la de “los Fantasmas” o “la Ópera”, siendo esta última mi favorita, y de la mayoría de quienes visitan la Cueva. El por qué de estos nombres, lo dejo a vuestra imaginación; si os animáis a visitarla, veréis que no pueden ser más acertados.

Existe otra modalidad de turismo-aventura pensada para los más valientes, que consiste en un recorrido de dos horas y media por las galerías más profundas de la cavidad, para lo cual es necesario equiparse adecuadamente con casco, buzo, y botas de agua que os proporcionarán ahí mismo.
No obstante, no creáis que escogiendo esta última opción conoceréis El Soplao en su totalidad. Apenas recorreréis dos kilómetros y medio, ¡y a día de hoy se han descubierto más de veinte!
Sin duda, la visita a la Cueva de El Soplao nos abre las puertas a un fantástico mundo subterráneo que merece la pena descubrir. No perdáis la oportunidad de hacerlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Pueden dejar comentarios usuarios con cuentas de google, siempre serán moderados .